Testimonio de nuestros ex alumnos

Ago 20, 2019

Mariana Medaglia Salas. 

Generación 2010 Escuela Antoniana

Hace 9 años finalizó mi paso por las aulas de la Escuela Antoniana, ese espacio que fue mi segundo hogar desde los 4 años y el cual generó en mí recuerdos sumamente gratos que, sin duda, nunca olvidaré.

Durante mis 8 años como estudiante, destaco el nivel de inglés con que me gradué de sexto grado, contar con docentes estrictas pero al mismo tiempo de excelencia que generaron en mí aprendizajes significativos en el proceso de adquisición de mi segunda lengua. Todo ello me dio apertura a ingresar a un colegio bilingüe sin requerir la ejecución de un examen de admisión.

También rescato un ambiente donde más que una institución educativa, se sentía como estar en una gran familia, la gran familia Antoniana, donde cada uno de los que formamos parte de ella, sin duda hemos dejado huella.

Actualmente me encuentro cursando mi último semestre de bachillerato en Educación Especial y sin duda muchos de los aprendizajes que obtuve en la Escuela Antoniana han sido parte fundamental de mi formación y práctica profesional. Por ejemplo, en cuarto grado de escuela tuve una docente que siempre llevo en mi corazón y que aún continúa en las aulas de la escuela. Cada vez que trabajo con mis estudiantes realizando la práctica profesional, pienso en todo lo que ella me transmitió en su trabajo como docente, ese carisma para impartir las lecciones, motivación, esmero porque cada uno comprendiera la materia, muchísimo cariño hacia los estudiantes y demás.

Valoro también el hecho de que formar parte de este centro educativo me hiciera crecer siendo responsable, queriendo dar lo mejor de mí y depositar todo mi esfuerzo para alcanzar metas, gracias a ello y los valores al mismo tiempo inculcados por mi familia, tanto en secundaria como en la universidad he logrado obtener calificaciones de excelencia.

Sin duda alguna, mi paso por la Escuela Antoniana, fue, es y será parte importante de mi vida y de mi desarrollo como persona y espero continuar poniendo en práctica cada uno de esos aprendizajes valiosos obtenidos, en mi desempeño como pronta profesional en la educación.

 

José Daniel Sánchez González

Generación 2007

La escuela Antoniana, el lugar donde viví las mejores etapas de mi infancia. Obtuve una excelente formación académica, un segundo idioma, el Inglés. 

Además, me formaron con valores, inspiraron y alentaron mi gusto por la música.

Hoy, soy egresado de la Escuela de Ingeniería Electromecánica del TEC (donde obtuve el Premio ACIMA “Dennis Mora Mora” por mi práctica de especialidad).

Actualmente laboro para una compañía multinacional donde el inglés es indispensable en la comunicación con personas en todo el mundo y dentro de mis hobbies están tocar guitarra y saxofón.

 

Kevin Méndez Castro

Han pasado muchos años desde que finalicé mis estudios en la Escuela Antoniana, sin embargo, lo que aprendí allí fue indispensable durante mi educación posterior y sigue siendo una gran ayuda hasta el día de hoy.

 

Actualmente soy asistente ejecutivo en uno de los departamentos de Amazon en Praga, República Checa, y puedo decir con certeza que la educación que recibí de pequeño en la escuela ha sido vital para mi éxito como adulto

 

 

 

RECIENTES

5 Manualidades navideñas para hacer en casa

                                                                     Se acerca Navidad los chicos están en vacaciones y tienen mucho tiempo libre, por eso esta nota está dedicada a darles ideas, para poner a nuestros hijos e hijas a crear, a imaginar y también a...

leer más

Evaluación académica y habilidades blandas

En nuestra institución, Escuela Antoniana, nos preocupamos por un desarrollo integral en la enseñanza de nuestros estudiantes, es por esta razón que tras el crítico y cuidadoso análisis por parte del personal académico y las pautas del Ministerio de Educación, hemos...

leer más

UBICACIÓN

El Tejar de El Guarco, Cartago.

CONTÁCTENOS

SÍGUENOS